¿Crees en supersticiones? ¡Te diré por qué!

No pasamos debajo de las escaleras, tratamos de evitar cruzarnos con un gato negro, no permitimos que se nos caiga la sal, tocamos madera cuando no queremos que pase algo que hemos mencionado.

Se dice que jamás se debe abrir un paraguas bajo techo

¿Qué tienen en común todos estos comportamientos? Se trata de supersticiones. Creemos que algunos hechos pueden evitar o pueden “salvarnos” de otros. Generalmente se basan en alguna tradición o historia antigua. Desarrollamos ciertos rituales como persignarnos al pasar por una iglesia, llevar un amuleto o incluso hacernos una “limpia” si lo creemos necesario. ¿Tienes algún ritual específico?

¿Por qué tenemos supersticiones?

Como te comentaba, generalmente son conductas heredadas. Casi siempre son nuestros padres los que inicialmente nos muestran desde pequeños que si hacemos algo “mágico” podemos conseguir cierto resultado. ¿Cuántas veces te has puesto tu ropa interior de la suerte para una fecha especial? Si lo piensas un segundo, no le encontrarás mucho sentido. Es decir, ¿realmente crees que el tipo de ropa interior que lleves -que por supuesto nadie ve- conseguirá que te pase lo mejor o lo peor en el caso que no la uses?

¿Escoges tu ropa interior para que te de suerte?

Y es justamente por este detalle, que en realidad la superstición va más allá de un hecho aprendido. Tiene más que ver con el “control”. ¿A qué me refiero?

Una superstición trata de cambiar un resultado. Es decir si algo malo va a suceder, la superstición pretende que esto se transforme en un suceso positivo. No importa que esto no tenga ninguna lógica. Sino, pregúntate: ¿qué tiene que ver el collar que usemos para evitar un accidente o una mala noticia?

El número 13 es visto como de mala suerte

Y allí está el componente mágico que todos en algún momento incluimos en nuestras vidas, incluso aquellos más escépticos.  Lo necesitamos para creer que tenemos aunque sea algo de “control” sobre aquello que es impredecible.

Los patrones y las supersticiones

Estoy segura que te estoy dando una nueva visión sobre las supersticiones que antes no habías tenido en cuenta. Alguna vez leí en una revista que nuestro cerebro construye patrones a lo largo de nuestra vida. Es como el juego de los puntos. Relaciona hechos y en base a eso “reconoce”.

Sin embargo, puede equivocarse o puede crear patrones no reales. A veces tenemos un patrón tan interiorizado (como el caso de las supersticiones) que creemos en él ciegamente, sin dudarlo un solo segundo, aún cuando no tiene una base auténtica.

Nadie quiere cruzarse con un gato negro.

Es allí cuando nos descubrimos a nosotras mismas “cruzando los dedos” para que todo salga bien. Más aún, si todo sale como queríamos, comentamos: “Menos mal que crucé los dedos”.

Otras supersticiones se basan en hechos un poco más lógicos. Por ejemplo, dicen que mirar un eclipse de frente puede traer mala suerte. En realidad los rayos ultravioletas dañan la piel y la vista. Así que tiene sentido.

¿Qué patrones personales has creado para tu suerte? ¿Alguna vez sufriste un accidente y pensaste que se debió a algún ritual que no cumpliste ese día?

Las “ciencias” de la supersticiones

Hay muchas disciplinas que se han desarrollado justamente en base a las supersticiones. La numerología, la adivinación, el espiritismo, la lectura del tarot, el curanderismo parten de “patrones”. Si haces esto o aquello, resultará en lo que deseas. He conocido muchas personas que dependen de estos patrones para actuar. Por ejemplo, no aceptan un trabajo si antes no consultan con las cartas o no salen de su casa en todo el día si se les rompió un espejo aún cuando tengan mucho por hacer.

Las supersticiones no son algo negativo, ni positivo en sí mismo. Si te ayudan en tu vida diaria, si las utilizas como un instrumento para superar dificultades, está bien. Por ejemplo, si usar una piedra como dije te hace sentir más segura de ti, entonces úsala. Si por el contrario se convierten en una dificultad, comienza a desecharlas. Recuerda que el poder está en tu mente. ¿Qué pasaría si la piedra que te trae suerte se te pierde o no la encuentras? ¿Significará que tendrás un día muy malo? ¡No lo creo!

Aprende a controlar las supersticiones para que siempre se encuentren de tu lado.

Imágenes:  whatafy, luckyzucca, arquitecturesideas, bhmpics, freeimageslives, wikipedia, jokeroo, simoserpe, palive, explicalia,

Etiquetas : , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Acerca del autor

Escrito por Irina Melgar

Mi pasión es escribir, el cine y caminar...!